*

Política
Compartida
Actualizado el 29/05/2013
Estás leyendo:Chadwick “reevaluará” cita con comando de Bachelet y califica denuncias de intervención como una “maniobra comunicacional”

Chadwick “reevaluará” cita con comando de Bachelet y califica denuncias de intervención como una “maniobra comunicacional”

Autor: Andrés Muñoz y Pablo Cádiz

El ministro del Interior dijo que las acusaciones presentadas por miembros del comando ante la Contraloría -a las que tuvo acceso- "carecen de todo sustento".

Chadwick “reevaluará” cita con comando de Bachelet y califica denuncias de intervención como una “maniobra comunicacional”

Un suspenso se encuentra la cita que fijaría para esta semana el ministro del Interior, Andrés Chadwick, con representantes del comando de Michelle Bachelet.

Hoy el ministro del Interior manifestó que “reevaluará” la cita con el comando para conocer los antecedentes de presunta intervención por parte de funcionarios de gobierno, dado que ya los conoció a través de la Contraloría.

“Que no vengan a ocupar La Moneda como caja de resonancia de sus actividades de campaña”, dijo.

En este contexto, dijo que “quiero señalar que he estudiado responsablemente la denuncia que se ha hecho a la Contraloría y que carece de todo fundamento y que me comprueba definitivamente que estamos en presencia de una maniobra comunicacional del comando de Michelle Bachelet y no de una denuncia seria y fundada sobre eventual o posible intervención electoral”, manifestó el ministro, quien ayer fue notificado de la denuncia.

Chadwick detalló que la denuncia se trata de “tres situaciones que no constituyen ninguna irregularidad, ninguna intervención electoral, absolutamente con el objetivo de causar un objetivo comunicacional”. 

La primera de ellas, dijo, “se acompaña una fotografía con dos personas. Ese auto pertenece al Serviu de la octava región, presta servicios en el serviu, y se trata de dos funcionarias del Serviu, asistentes sociales que estaban desarrollando su trabajo en el sector de Las Salinas, específicamente en la Villa Renaceres, celebrando una reunión con dirigentes vecinales con el propósito de iniciar un plan de talleres en esa población. Esa población está a una cuadra y media del lugar donde se desarrolló una actividad de Michelle Bachelet. Esas dos asistentes sociales, terminada esa reunión, volvieron a encontrarse con el acto o la actividad del comando. No estaban desarrollando ninguna otra actividad que fuera estar cumpliendo con su deber funcionario. Por lo tanto carece de todo fundamento”.

“Y el resto de la denuncia está referida a opiniones dadas por los goberadores de Ñuble y el Biobío, opiniones dadas públicamente y emitidas a través de los medios de comunicación, referidas a la visita de la candidata presidencial a la región. Y finalmente el mail que todos ustedes conocen y que se ha hecho público en reiteradas ocasiones en que la ministra secretaria general de gobierno envía a través de su correo personal a distintos seremis del país (…) respecto a las circunstancias políticas que vive el páis”, agregó.

Por ello, el titular de Interior dijo que “consideramos esto una falta de respeto con el gobierno. Porque este gobierno está comprometido a fondo -a diferencia de otros gobiernos en el pasado- de respetar la probidad y la no intervención electoral, porque la sufrimos en años anteriores y no queremos que se vuelvan a sufrir”.

En este contexto, el ministro dijo que “luego de conocer los antecedentes que se han entregado a la Contraloría y las opiniones que han dado dirigentes de ese comando, prejuzgando la acción de gobierno y presumiéndole anticipadamente responsabilidades que no tenían ningún antecedentes para hacerlo, voy a reevaluar esa audiencia porque creo que lo que ya tenían que decirme lo han dicho a la Contraloría”.

Si bien el ministro critió la ofensiva del comando de la candidata presidencial, expresó su solidaridad ante la agresión sufrida ayer en Arica.

“Ayer vimos y rechazamos categóricamente una agresión, un insulto a una ex presidenta, condenable absolutamente y categóricamente. Nosotros rechazamos un insulto contra una ex presidenta y contra cualquier ciudadano”, dijo Chadwick.

Papel digital